Barandiaran expone ante Ábalos la “complicada situación” de los particulares que prestan servicios públicos esenciales

En la Comisión de Transportes del Congreso, el diputado del Grupo Vasco ha pedido al Ministro que atienda a los marinos mercantes y solucione los problemas derivados del cierre de fronteras en localidades como Irún
27 Abril | Congreso

Iñigo Barandiaran, portavoz en materia de transportes y movilidad del Grupo Vasco en el Congreso, ha expuesto hoy ante el Ministro Ábalos la “complicada situación” que atraviesan aquellos particulares que, en circunstancias excepcionales como las actuales, continúan prestando un servicio público “a pesar de la certeza de la inexistencia de ingresos”. En esta tesitura se encuentran, entre otros, y tal y como ha citado Iñigo Barandiaran, aquellos particulares que prestan servicios de transporte público de viajeros como taxistas, autobuses, servicios aeroportuarios y sus entidades auxiliares o incluso servicios ligados a la actividad de transporte marítimo, “que han mantenido su actividad asumiendo el coste de la misma y sin tener forma de trasladar a la administración la posibilidad de asumir dichos costes”.

En la Comisión de Transportes del Congreso, el diputado del Grupo Vasco ha expuesto así uno de los asuntos que preocupan a EAJ-PNV, en la gestión “correcta en términos generales” que está haciendo el Ministerio de Transportes de la crisis provocada por la pandemia del Coronavirus.

Entre esos asuntos que requieren atención por parte del Ministerio están, además del ya citado, la situación de los marinos, bien de pesca o bien de marina mercante que están en mareas de larga duración. Según ha expuesto Barandiaran, de acuerdo con los datos oficiales del sector “se estima que 100mil trabajadores de los 1,2millones embarcados actualmente deben ser relevados cada tres mes, 90 días, y, sin embargo, y como consecuencia de la pandemia, la mayor parte de esos relevos están siendo impedidos” bien como consecuencia de que los relevistas no pueden acceder al lugar donde se encuentra esa embarcación bien porque gran parte de los países impiden a las embarcaciones acceder a puerto y desembarcar. “Ello, unido a la inexistencia de medidas eficaces de protección y de ausencia de servicios médicos, les coloca en una situación en la que mucha parte de esas mareas en las que debían estar 90 días se están extendiendo a 6 meses o más, con los problemas médicos, psicológicos y laborales que se están produciendo”, ha denunciado.
Por último, Barandiaran ha destacado los “auténticos problemas” que se están produciendo como consecuencia del cierre de fronteras en lugares como Irún y Hendaya, “donde existe actividad comercial, laboral y también de ámbito humano”. “Sería bueno que se le prestara atención para darle una solución lo más efectiva y lo más pronto posible”, ha dicho el diputado jeltzale.

COMPARTE